Desde 2005
583 apuntes archivados a fecha 5 de septiembre de 2016






miércoles, 2 de noviembre de 2011

Nana ajó y ají.




Provoca la tierra yerma a la salamandra, adviene la torrontera seca y teje, solitaria, una maraña de hambre la araña.
Consume cera la vela y bebe el desierto arena, ya lo sé, dime.
Escarabajos negros, negros, barren la alborotada duna.
Un parche gordo sobre la lona oscura, llanto, amarillea la luna.
Piedra, lagarto, rizo ido y mala yerba.
Leche.
Al pimiento seco de la verde almendra bebe y sueña, ojitos y labios míos, le digo.

Leche. 
Que tuyo es, de arriba, el lago…  y barcos tuyos son las estrellas.

Hambre, seda, y mareas ciegas, niño, ni caso de ellas.



_________________________________



Cádiz, 30 de octubre de 2011




Imágenes: Rosario "La Tremendita" y María José Pérez.

Música: Enrique Morente, "Nana de Oriente". Nanas por bulerías, que ya es difícil.


22 comentarios:

  1. Me llenas José Alfonso. Me llenas profundamente.
    Tu palabra. Tu canto. Tu guitarra.
    Quiero perderme contigo en Córdoba.

    ResponderEliminar
  2. Anonadada estoy de la erudición de tus palabras...
    Te dejo por no interrumpir tan grata conversación..jejejeje¡
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. A ver si lo he entendido (es que yo soy muy simple para mis cosas), ¡¿esta nana tan bonita y con tanto salero la has escrito tú?!
    No se pué tené má arte. Ajú.
    Hasta la próxima.

    ResponderEliminar
  4. Recién llego a Valencia, de viaje, Mercedes, con el tiempo justo de plasmar sensaciones en mi cuaderno. Gracias. Pasé por Córdoba (mi casa atrás), sé que por allá andas, perdóname. Déjame volver mañana, que tengo sueño de noche clara. Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Una nana con garra, con fuerza.

    Me encantó.


    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Qué congoja escuchando a Morente; qué angustia leerte a veces, niño. ¡¡mierda de pantalla!! dile a Ana que te de un abrazo en mi nombre, que a buen entendedor con pocas palabras le bastan
    '-)

    ResponderEliminar
  7. ¡Que entrada tan acojonante!
    Felicitaciones tío, yo no creo que vuelva, me está dando un ataque de envidia del arte que leo y escucho y puede que palme con la tez totalmente verde...jajaja
    ¡Que arte!
    Salud

    ResponderEliminar
  8. Me dejas a cuadros.
    Impresionante.
    Haremos lo posible por "En vivo y en directo"
    Besitos, artista.

    ResponderEliminar
  9. Un torbellino exquisito de palabras. Todo un vaivén; y si le sumamamos el compás de la música: ... mejor ni sigo antes de que se me tome por adulador, pero es que es bárbaro el detallismo que se le imprime a la lectura.
    Saludos,

    Alejo

    ResponderEliminar
  10. Eso é arte y poderío.
    Lo demá...
    Hambre y nanas para alimentar el alma y el cuerpo.
    Maeztro!!!

    Besos a ti y Anita.

    P.S. Ya os llamo pa lo de Niza. Estoy en ello. Será pal fin de del 11 al 13.

    ResponderEliminar
  11. Cuántas veces he llegado a leer tu entrada!.
    Qué fuerza!
    Qué arte!
    Qué duende!...
    Impresionante.

    uN BESO

    ResponderEliminar
  12. El hambre duele.
    Mucho duele, José Alfonso.

    ResponderEliminar
  13. Mañana vuelvo y te leo...

    un abrazo
    :))

    ResponderEliminar
  14. "Hambre, seda, y mareas ciegas, niño, ni caso de ellas".
    Nada mejor que escucharlo de tu boca y pulmones para no pensar en lo negativo.

    Es cierto, es muy bonito José Alfonso.

    un abrazo
    :)

    ResponderEliminar
  15. Leo y escucho la música mientras sacudo las malas vibras de un amanecer solitario entre pájaros y perros chihuahuas sonando los dientes.

    Esto me gusta ¿sabes?


    Un abrazo fuerte Pepe.

    ResponderEliminar
  16. Que puedo decir después de esta entrada, de esta canción de Enrique y Estrella Morente y de todos los comentarios que has provocado.
    Que me emociono escuchando y leyendo.
    Se que si digo algo me salgo de la artística foto, así es que mejor me callo y escucho.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Amo cuando escribes así...eres el mejor!

    Un beso.

    ResponderEliminar